El crecimiento del número de usuarios de Internet se está ralentizando: es la utilidad

El crecimiento en el número de usuarios de Internet se está desacelerando, cuando todos los indicadores parecen decir lo contrario, que aún quedan millones de personas en el mundo sin conexión y que deberían estar deseosas de acceder a internet. Si lo comparamos con el rápido crecimiento y adopción de la telefonía móvil, todavía resulta más extraño. Los móviles casi han alcanzado el punto de saturación, llegando al 100% de penetración, mientras que el uso de Internet todavía no ha llegado al 50% de la población mundial. Si la banda ancha está ampliamente extendida y es mucho más asequible que nunca, ¿qué está fallando?

Viéndolo en un país europeo quizá no sea tan evidente. Veamos el caso de Ruanda. Según el World Economic Forum, hoy en día el 85% de la población de Ruanda está cubierta por la banda ancha móvil 3G, y casi el 40% tiene acceso a 4G. La Alianza para un Internet Asequible (Alliance for Affordable Internet, A4AI) sitúa a Ruanda en el primer lugar entre los países en vías de desarrollo en cuanto a su índice de accesibilidad. Sin embargo, sólo el 25% de su población se ha dado de alta en un servicio de banda ancha móvil.

Esto demuestra que la brecha digital no se puede llenar con un enfoque de “crea infraestructura, que todo lo demás viene detrás solo”. En su lugar, la pregunta que hay que responder es ¿por qué los que podrían conectarse a Internet no lo están haciendo? La respuesta, como se señala en un reciente estudio sobre Brasil, es la falta de interés o de necesidad percibida de internet. Es decir, el elemento que falta para conseguir cerrar la brecha digital a nivel local es la existencia de contenido relevante, que debe estar en el idioma local, de forma que sea percibido como interesante para la demanda local. Llenar este gap puede ser tan difícil, o más, que los esfuerzos de gobiernos y empresas privadas para desplegar infraestructura.

Los elementos clave serían:

  • Idioma: más del 50% de las páginas web están en inglés, mientras que sólo el 25% de los internautas hablan/entienden inglés, y sólo el 5% de la población mundial son hablantes nativos de inglés.
  • Relevancia: cuando el idioma no sea un problema, la relevancia local es la clave. Un periódico local online en España tiene poco interés en México, los servicios de e-gobierno francés son de poca utilidad en Senegal, y Uber es sólo de interés en las ciudades donde opera Uber.
  • Desarrolladores locales: imprescindibles, ya que son ellos los que conocen el mercado y pueden identificar las necesidades particulares de cada ciudad, región o país, y darle la proyección local o global necesaria.

Internet proporciona un terreno fértil para la creación de ideas, negocios o modos de relación, poniendo el acceso a la educación, la formación, la computación en la nube, la búsqueda de financiación potencialmente a tan sólo unos clics de distancia. Pero todo esto junto no prende solo. Siempre hace falta una chispa que haga prender la llama de la innovación, y así se aproveche las facilidades y la potencia del acceso a Internet, el acceso a las plataformas y soluciones de alojamiento, y esta chispa no es otra que la utilidad y el aprovechamiento para cada colectivo.

Vía Internet Society

Anuncios