El futuro de Microsoft, en la nube

La industria TI apunta hacia lo móvil y la nube como los dos mercados clave de la tecnología del futuro. Casi todas las grandes intentan extender sus tentáculos en estos dos ámbitos, y por supuesto Microsoft intentar tener también respuesta en al menos uno de ellos.

Cuando la compañía reportó sus resultados financieros trimestrales este jueves, hay algo que destacaba de sus estadísticas: los ingresos por la venta del hardware de terminales habían disminuido año tras año hasta acumular un 58% de caída, algo que la compañía atribuyó a una “estrategia de actualización.” Así se entiende mejor por qué a principios de este año, Microsoft ha despedido a 7.800 personas, principalmente en su división de terminales móviles. O sea, sus teléfonos Lumia.

Al mismo tiempo, el segmento de “Intelligent Cloud” crece y crece para alegría -y alivio- de Satya Nadella. Los datos presentados muestran que el uso de Azure se ha duplicado con respecto al año anterior. De hecho, ¡es el único que ha incrementado sus ingresos en el último cuatrimestre! Los ingresos de Microsoft descendieron un 12% hasta los 20.380 millones de dólares. La rama donde está enmarcada el sistema operativo Windows (‘Personal Computing’ en el argot de la compañía) ha visto reducido sus ingresos un 17%, hasta los 9.380 millones. En cambio, en el segmento de todos sus servicios en la nube, el negocio se incrementó más de un 7%.

Si en la gama de teléfonos Lumia los ingresos han caído nada más y nada menos que un 54%, si las licencias de Windows a fabricantes caen un 6% porque las ventas de PCs han disminuido, si los ingresos por ventas de su tablet Surface han bajado hasta  672 millones de dólares cuando el año anterior en este mismo trimestre los ingresos fueron de 908 millones.., y si Azure, ha generado un 135% más de ingresos en comparación con el mismo periodo de 2014… Pues blanco y en botella, Nadella.

Vía Microsoft

Anuncios