Twitter está matando a Twitter para seguir siendo Twitter

Twitter no levanta cabeza, a pesar de que sus números son buenos. Comparison is the thief of joy, dicen. A Twitter le sienta fatal la comparación con Facebook. Ha pasado en 5 años de 49 a 320 millones de usuarios. Pero su CEO, Dick Costolo, se ha visto abocado a la dimisión. Porque en términos absolutos, la cifra es buena. Pero si la comparamos con las cifras de Facebook, las cifras son malas. Si Twitter tiene 320 millones de usuarios, Facebook tiene 1.440 millones. Si Twitter ha generado 1.403 millones de ingresos en 2014, la cifra parece buena, hasta que la comparas con los 12.466 millones de dólares que ha ingresado Facebook. Facebook está ganando dinero, y Twitter tiene previsión de empezar a ser rentable.., en 2017, si es que se cumplen sus previsiones.

David contra Goliat, y ya no hay vuelta atrás. Twitter necesita reinventarse en un esfuerzo por atraer a más usuarios y satisfacer el rendimiento que los inversores están reclamando. Ese nuevo intento será Project Lightning, con el que Twitter pretende volver a sus orígenes: contar qué está pasando. Actualmente nuestro timeline está inundado de chistes, chismes, información intrascendente, publicidad, influencers.., todos ellos intentando captar nuestra atención. Y cuando esto sucede, generalmente se degrada el mensaje porque de lo que se trata es de atraparnos, no de brindarnos la mejor información. Con Project Lightning, Twitter matará ese alocado timeline, para entregárnoslo limpio, curado, y poder volver a contarnos qué está pasando.

Project Lightning se traducirá en una nueva pestaña de Twitter “en directo” diferenciada por un icono de un relámpago que ofrecerá al usuario una guía de aquellos eventos que en ese momento se están retransmitiendo en directo. Detrás habrá un equipo de seres humanos reales (es decir, nada de algorimos automatizados) que se encargarán de depurar los contenidos.

Se trata de acabar con la comparación, y de renacer. Twitter no es una red social. Twitter no fue creada para difundir chistes, bulos o para hacer #branding. Se supone que Twitter iba de compartir información, noticias, historias y fotos. El nuevo Twitter quiere matar a Twitter tal y como lo conocemos, esperando que esa vuelta a las raíces suponga el empujón definitivo que finalmente le ponga en el camino de la rentabilidad. Ya veremos qué va pasando.

Vía Wired

Anuncios